El perfecto equilibrio entre lo cítrico y lo dulce: Le Jardin de Monsieur Li de Hermès

Jean-Claude Ellena se convirtió en el perfumista de la casa Hermès desde que en 2003, creó Un Jardin en Méditerranée, como consecuencia del tema que aquel año trataba La Maison: el mediterráneo. Desde entonces, cada jardín abre paso al siguiente perfume jardín, y cada uno está inspirado por la corriente del año. Hemos descubierto en 2005, 2008 y 2011, respectivamente, Un Jardin sur le Nil, Un Jardin après la Mousson y Un Jardin sur le Toit, todos fruto de los encuentros entre el espíritu de Hermès y el alma de cada lugar.

Durante este mes se ha presentado Le jardin de Monsieur Li, y todo lo que rodea a esta fragancia vuelve a tener un sentido. El tema de este año: flânerie o callejear sin rumbo, sin objetivo, estar abierto a todas las visicitudes y las impresiones que salen al paso. Algo así, como la capacidad para hacer y ver, para contemplar.

unnamed5

El hilo conductor es el deambularobservar de manera serena, y disfrutar sin más. Un flâneur se toma su tiempo, descubre y paladea el espacio, se siente parte de él. Algo sin duda irresistible para un nariz errante enamorado de oriente como Jean-Claude Ellena que fue a China para descubrir, buscar sensaciones e inspiración y poder crear un nuevo jardín.

En el país que proclama: «La vida comienza el día en que se empieza un jardín», visitó muchos que compartían un mismo idioma, fluido y preciso, para a partir de ellos crear uno propio. Un jardín compuesto por lo visto, disfrutado, y también lo imaginado. Uno inspirado por la fuerza simbólica de todos esos jardines.

Una finalidad olfativa? La de crear un pequeño paraíso terrestre, en miniatura, donde dialogar a solas o en compañía, donde honrar a los antepasados. Un modo de ver el alma y la creación, donde las cosas bellas no rivalizan, sino que se completan y se realzan mutuamente. Un lugar de meditación en el que vagar, ser libre, y dar paso a la imaginación. ¿Adivinas el resultado de tanto simbolismo en una fragancia?

Le Jardin de Monsieur Li evoca serenidad, un lugar donde descanso, trabajo y vida se funden. Para su creación Ellena recordó el olor de los estanques, el olor a jazmín, a piedra mojada, a ciruelo de kumquat, de bambú gigante, de los arbustos de los pimenteros de Sichuan y sus hojas, y rememoró los caminos sinuosos de los jardines que huyen de los malos espíritus en busca de armonia, delicadeza y placidez.

Lancement Le Jardin de Monsieur Li @BenoitTeillet (11)

La ilustración es un río de tinta grís, infinito, que ondula sobre el fino papel. Un paisaje que emerge de la unión del papel, la tinta y el agua. Los elementos que inspiraron el perfume se unen para protegerlo. Un eco a la naturaleza y a la tradición, corona el estuche e ilumina el frasco un amarillo imperial matizado con un verde crudo, ácido y anisado.

Un perfume exquisito para todas las amantes de las fragancias cítricas y con suaves notas más dulces.

error: Alerta: Contenido protegido!