Amor eterno al blanco: Sí, todas podemos llevarlo.

Sofisticado, clásico e infalible, el color blanco se apodera de la temporada estival y es el protagonista de las fiestas de fin de año, siendo la opción favorita de muchas! Personalmente y de manera muy cuidadosa elegí y seleccioné cada uno de estos looks ya que muchos de ellos son fáciles de replicar y se ven increíbles!

Muchas creen que es difícil llevarlo y la verdad es que me parece mucho menos riesgoso que los brillos, las telas satinadas o estampados importantes. El blanco sí es el color para todas y siempre, pero siempre (bien llevado) aporta un toque de sofisticación único.

 

 

A pesar de lo que muchas creen no hay tantas reglas a la hora de vestir de blanco. Muchas piensan que los zapatos deben ser siempre en tonos similares, es decir nude, plata o colores de esa línea. Hoy esas reglas no existen y el blanco es complemento perfecto de zapatos animal print, negros, rojos u otros.

Importante eso sí tener siempre en consideración lo siguiente: Por nada del mundo uses ropa interior de colores, ni siquiera blanca especialmente en los pantalones. Necesitas una color piel para que no se transparente absolutamente nada, es más para que ni siquiera se note que llevas puesto algo debajo. Asimismo el color blanco requiere que esté impecable, sin manchas, decoloraciones o cambios de color debido al sol o al uso.

Bueno y algo más o menos obvio. Jamás puedes ir vestida de blanco si vas a un casamiento o matrimonio.

 

Todos los vestidos corte A o “skater dress” son ideales para muchas! Por ejemplo, para aquellas que tienen muslos gruesos y caderas prominentes, este vestido las deja cubiertas, y caso contrario… aquellas que quieren presumir de más curvas y una silueta más femenina las acentúa recreándolas visualmente. Además es un vestido que siempre se ve elegante!!

 

Me encanta esta onda muy natural de vestidos extremadamente femeninos, donde los lazos, vuelos y el movimiento de las telas hacen casi todo e look. Vestidos de algodón, broderie y encajes marcan esta tendencias muy naïv y muy francesa al mismo tiempo que es absolutamente favorecedora y le queda bien a todas.

 

 

Y la pregunta clave…

 

¿Todas podemos vestir de blanco?

 

Definitivamente sí! Más que el color es la forma de las prendas y caídas de las telas. Un vestido con movimiento siempre se verá apropiado. No hay porqué “ajustarnos” en aquellas partes que preferimos disimular. Aquí es fundamental que prestemos mucha atención a los zapatos: Es clave que sean “livianos” y dejen el empeine al descubierto para estilizar lo más posible las piernas y el cuerpo completo. Por tanto no te asustes tanto de que el color blanco va a “agrandar tu cuerpo”, sino que preocúpate de escoger prendas con telas cuidas, livianas y no tan pegadas al cuerpo… Ahhh el corte en la cintura alta siempre es favorecedor.

 

 

 

Y tú te animas con el blanco?? Respondo todas tus preguntas por el Fanpage Effortless Chic o en mi cuenta de Instagram donde podrás encontrar estos looks.

 

error: Alerta: Contenido protegido!