La nueva “arruga tecnológica” del cuello que aún estás a tiempo de evitar

Si tienes entre 18 y 44 años puede que tu cuello esté envejeciendo demasiado pronto.

 

Si aún no conoces que significa la expresión “Tech-Neck” no tengo dudas que este post te interesará mucho, ya que les aseguro que no hay ninguna de nosotras que no se vea afectada por este tema o si aún no nos pasa todavía estamos a tiempo de prevenirlo.

El concepto “Tech-Neck” que está muy de moda en Estados Unidos en estos momentos, hace referencia al daño que sufre nuestro cuerpo y piel producto del uso de las nuevas tecnologías. En específico, con el uso del celular o iPad los cuales implican que bajemos nuestra cabeza o mirada constantemente.

 

Hoy hay estudios que avalan que aproximadamente miramos nuestro celular más de 200 veces al día, lo cual se asocia a múltiples trastornos:

Rigidez de cuello, dolor de hombros y de cabeza que se producen tras mantener durante varias horas al día una postura con el cuello inclinado hacia abajo, lo que por supuesto puede provocar alteraciones cervicales y a la columna en general. No nos olvidemos que la cabeza pesa entre 4  y 5 kilos y al inclinarla para mirar la pantalla del teléfono la tensión que ejerce sobre la columna aumenta.

 

 

Además de esto, a nivel más superficial lo anterior provoca una serie de nuevas arrugas en la parte del cuello  y que son consecuencia de la inclinación constante de nuestra cabeza hacia abajo.

De hecho es común hoy ver a personas de generaciones más jóvenes que ya tienen estas arrugas, las cuales pueden manifestarse en forma de “acordeón” como se ve en la foto adjunta o bien como una sola arruga en la parte central del cuello. Se habla de la “arruga de la gente joven” y ya en algunos países hay cirugías y tratamientos basados en el “Tech Neck”

 

Dicho esto, el uso de productos específicos para esta zona es clave. Muchas veces dejamos el cuello de lado en nuestra rutina de belleza, nos enfocamos sólo en la cara, en la parte de los ojos, pero por lo general olvidamos el cuello, como si no tuviera importancia. Y la verdad es que estamos en un gran error. El cuello (al igual que nuestras manos) son partes de nuestro cuerpo que reflejan nuestra edad y el cuidado de nuestra piel y jamás debemos dejarlos de lado.

Encontrar cremas específicas para el cuello no es algo tan frecuente. Aplicar nuestra crema hidratante o de tratamiento siempre servirá, no obstante utilizar una crema específica para esta zona sería lo adecuado ya que la piel de esta zona es distinta; es delgada, seca y requiere tratamiento particular.

Uno de los últimos lanzamiento de Estée Lauder, la crema Resilence Multi-Efect es una de las pocas en el mercado que apunta a corregir o prevenir estas arrugas o falta de firmeza en el cuello provocada por el uso frecuente de dispositivos, por la edad u otros factores.

Pruebas demuestran que esta nueva crema, con nuestra tecnología Advanced Tri-Peptide Complex, ayuda a incrementar la producción de colágeno en un 124% en tan sólo 3 días. El resultado: La piel se ve más lisa y flexible.

 

Aplícala en tu rostro, cuello, mandíbula y el excedente en el escote por las mañanas y las noches después de tu suero reparador Advanced Night Repair. 

Llevo muy poquito usándola para decir resultados, no obstante afirman que tras la primera noche de utilización, la piel presenta una luminosidad inmediata – de la cual soy testigo – y que con el uso continuado, el cuello, las mejillas y la línea de la mandíbula se tonifican y la piel de esas zonas se vuelve mucho más firme y tensa.

 

 

 

Así que ya sabes, a tomar consciencia con el uso de nuestro celular. No se trata de no ocuparlo, sino de llevarlo más a la altura de los ojos, para que así tengamos nuestra cabeza más erguida y no tengamos que bajar tanto nuestra vista cada vez que lo usemos. Cuidemos nuestra piel y nuestro cuerpo.

error: Alerta: Contenido protegido!